Entrevista con la autora Priscila López García

V: Cuéntanos poco más de Priscilla…

RE: Me considero una persona sensible, me duelen las injusticias y soy incapaz de permanecer ajena. Este libro es una parte más de mí, es la parte que, desde pequeña, ha querido conocer las historias que no comprendía. En el resto de mi día a día también me involucro a diario en la lucha contra las injusticias que veo a mi alrededor y lucho contra ellas. Hace 15 años que perdí al amor de mi vida en un accidente de tráfico, me vi con 23 años con una hija pequeña y en el hospital. La he criado sola y nos hemos encontrado con muchos momentos en que yo sabía que lo que pasaba, no pasaría si lo hubiésemos tenido a él y eso era muy injusto. La experiencia de mi vida es lo que me ha llevado a ser feminista por la memoria de las que no pudieron expresarse.

Me cuesta hablar de mí, aunque mi historia también tendré que contarla algún día por amor y porque mi corazón se arranque el pellizco invisible que me dejó el hombre de mis sueños. Y, además de todo esto, tengo la suerte de contar con familiares que me quieren mucho y verdaderos amigos para los que no hay ni ideologías ni distancia.

———————————————————————————————————

Para recibir cómodamente en tu casa el libro de Priscilla, no dudes en comprar "La historia está escrita de manera errónea" en la tienda en Internet de la Editorial Vivelibro.

———————————————————————————————————

V: ¿Cómo surge la idea de escribir La historia está escrita de manera errónea?

RE: La búsqueda comenzó hace casi 30 años, el día que comprendí que a mi abuelo lo habían asesinado. He pasado años averiguando quién era, cuándo murió y dónde lo mataron. Hace 3 años que encontré su nombre en un listado de asesinados en Granada, esa fue la llave que lo abrió todo, y mi padre, al menos, murió sabiendo el nombre completo de su padre y por qué lo habían matado, por nada. Mi padre se había sentido toda su vida culpable y se fue a la tumba sin ese sentimiento. Conseguí la partida de defunción de mi abuelo hace un año y con ella me fui a Madrid para denunciar el caso, en la embajada argentina, a la Jueza Servini que lleva el proceso.

Ese fue el último paso, de ahí las siguientes indicaciones que me daban eran que, en los años 80, habían desenterrado con máquinas excavadoras la fosa común donde se supone que estaba y habían trasladado todos los restos a un osario común. Me quedé vacía y perdí el interés por cualquier otro tema que no fuera las víctimas del franquismo.

De casualidad googleando “víctimas de la guerra civil”, me encontré con Paulina Ódena, una catalana que estaba en Almería cuando Franco dio el golpe de estado y se viene a Granada a la luchar por la República. Ella fue el punto de partida, os prometo que después de conocerla me he obsesionado con reunir los nombres de todas las que murieron por culpa del franquismo, como Paulina o como mi abuelo. Todas las que pueda. Empecé a recoger información formalmente hace poco más de un año y creé una página de Facebook, El Rastro del Águila, pero no era suficiente. Me faltaba espacio y mi obsesión crecía, así que decidí escribir las historias de las mujeres que encontraba sin que faltaran detalles por respeto a ellas y por la memoria que les debemos en un libro para que se quedaran sus nombres para siempre impresas en unas páginas.

V: Qué significado tiene el título: La historia está escrita de manera errónea

RE: El título La historia está escrita de manera errónea significa eso mismo, la historia está mal escrita. A mí, en el colegio, me enseñaron que Franco era el jefe de estado y que había gobernado el país durante 40 años. Eso era lo que ponía en mi libro de sociales y yo me lo creí, pero ahora sé que era falso y que, en mi libro de sociales, la historia estaba escrita de manera errónea. No digo que no supieron escribirla correctamente, sino que eligieron escribirla erróneamente.

V: ¿Qué van a encontrar los lectores en este libro?

RE: Principalmente van a encontrar lo que me ha hecho sentir conocer la historia de cada una de las mujeres que aparecen en el libro. A mí, me ha servido como el pañuelo de lágrimas en el que he podido descargar el dolor y la rabia que acumulaba por mi abuelo y por mi padre al que tantas veces he visto sufrir por ello.

Lo que pretendo con el libro es situar al lector en el lugar donde ocurrió cada historia para, después, transmitirle lo que le había pasado a cada una de ellas. El objetivo principal por el que decidí hacer esta investigación era para que los nombres que intentaron callar sean recordados para siempre y no acaba aquí, porque esta investigación es más pequeña que la punta de un iceberg, faltan muchísimas que debemos encontrar.

V: ¿La historia la escriben los vencedores?

RE: Sin duda, la historia la escriben los que ganan, pero el tiempo siempre se la devuelve a la realidad que es quien debería de escribirla siempre.

V: ¿Cómo te documentaste para escribir este libro?

RE: He tenido la suerte de contar con varias coincidencias en mi vida que me han llevado a la senda de la historia de España desde el punto de vista de los vencidos. Soy la más pequeña de 6 hermanas, pero tengo 14 años de diferencia con la menor y 20 con la mayor. Mi padre tenía 48 años cuando yo nací en 1981, era el hijo de un fusilado durante la guerra civil y mi madre, había perdido a su madre cuando tenía 5 años por una negligencia médica. Toda mi familia tenía, como mínimo, una generación de diferencia conmigo. Tanto mi padre como mi madre son del mismo pueblo, que hoy cuenta con 2600 habitantes, donde todos se conocían y donde siempre había alguien que te contaba una historia que había pasado durante la guerra civil o durante la dictadura.

Yo siempre he escuchado las historias de mi padre, las de mis familiares y las de todos los que me han querido contar algo que había pasado en su familia. Y, debido a la discapacidad que arrastro del accidente en el que perdí a mi pareja, me he dedicado a estudiar y a reconstruirme como persona, he pasado muchas horas delante del ordenador buscando pistas de mi abuelo, enlazando nombres o lugares para intentar encontrar información que me llevara a más datos de su historia. Leo, busco e intento conectar cada dato que encuentro por ínfimo que parezca y atando cabos, transmito lo que he leído, oído y sentido en todo el proceso para que el lector pueda sentir la misma empatía por estas mujeres que yo.

V: ¿Qué te suele gustar leer?

RE: Soy consumidora asidua de literatura desde que aprendí a leer. De pequeña me leía todo lo que encontraba a mi paso, desde Oliver Twist de Charles Dickens hasta tebeos de todas las clases, Asterix y Obelix, Gaston Lagafe o Boule et Bill. Ahora, me gusta leer todo lo que me cuenta una verdad, desde una columna de periódico hasta biografías pasando por relatos, crónicas y actualidad. En casa tengo a Rousseau, a Camus, al Marqués de Sade y algunos autores más del siglo de las luces y posterior, también tengo a Felipe Pigna que habla de Manuel Belgrano o Pierre Kalfon que habla del Ché Guevara. Me gusta la poesía de Lorca y cuando era pequeña me encantaba Pablo Neruda y sus veinte poemas de amor y una canción desesperada. Lo último que he leído ha sido “La mitad de mi silencio” de Caridad Martín Lara que son poemas hablan del punto de vista de la mujer invisible que ve pasar el mundo delante de sus ojos.

A pesar de esto, realmente no tengo fijación por una temática ni por algún autor. Si comienzo a leer un libro y me llama a no parar, me da igual quién lo haya escrito ni cuándo.

V: ¿Qué dirías a los lectores para que se llevaran a casa La historia está escrita de manera errónea?

RE: Les diría que este libro ha salido del fondo de mi alma, que he pasado muchas noches pensando en ellas y que he llorado muchas veces escribiendo sus historias. Les invito a leerlo porque no les defraudará, solo hay verdad y un intento de reparación o al menos de que el tiempo no borre sus nombres para siempre. Creo que conservar la memoria está siendo vital para la reconstrucción de España que no termina de ser un país democrático en paz consigo mismo mientras que sigamos tapando y callando nuestra verdadera historia. Debemos aprenderla y trasmitirla, sin odio ni rencor solamente reparación y respeto.

———————————————————————————————————

Para recibir cómodamente en tu casa el libro de Priscilla, no dudes en comprar "La historia está escrita de manera errónea" en la tienda en Internet de la Editorial Vivelibro.

———————————————————————————————————

5 Comments

  1. Flore

    Al leer la entrevista, lo único que me ha venido a la mente es comprar el libro. Cuanta emoción y ternura.

  2. Caridad Martín Lara

    Es un honor ser leída por una mujer tan maravillosa. Estoy deseando leer tu libro y compartir tu historia. ¡Infinitas gracias compañera!

  3. Nathalie Bleser

    Qué orgullo siento, en calidad de antigua profesora de Priscila, y qué emoción al aprender un poco más sobre la historia no sólo de la redacción del libro sino de la historia familiar de su autora. «Todo en la vida son historias» solía decir uno de mis escritores favoritos y mentor en muchos aspectos, Rudolfo Anaya, que falleció en el mes de junio pasado. Qué labor tan fantástica la que has hecho, Priscila, y sobre todo el hecho de que salga en estas fechas ‘halloweenianas’ me parece todo un símbolo. Lloraste al redactar tu obra, lo que significa que has empezado el proceso de sanación de tu alma, y a través del mismo, el proceso de sanación de las almas de tod@s quienes fueron acallad@s durante la dictatura de forma tan cruel e injusta. Eres la luz entre las tinieblas en que se quedaron tus antepasados, y con tu trabajo aportas una gotamás al océano de voces que España necesita para llegar a curar su pasado de verdad. Sigue así, y escribe sobre ti ahora!

    1. Nathalie Bleser

      (oops, «dictaDura, gota más», perdón por los gazapos)

  4. Khal Torabully

    J’ai lu ce travail de mémoire qu’a réalisé Priscila Lopez, avec méthode et courage, qui ramène à nous des voix et des visages que l’histoire semblait avoir condamné à l’oubli. Voici une page de l’histoire récente de l’Espagne exhumée, rappelée au public, dans une approche rare, privilégiant le récit de chacune de ces victimes qui sortent peu à peu des limbes. Elle donne une voix directe à ces femmes que le franquisme a voulu enterrer une deuxième fois. Je recommande cet ouvrage d’une actualité criante en temps de pandémie. Lisez le attentivement, elles nous disent comment la vérité se conjugue avec nos libertés redéfinies à chaque époque au nom de divers impératifs…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *